Descripción del proyecto

Una maravillosa águila imperial de 6 metros de altura sobre el que va un jinete que la guía, abate sus alas, mueve sus garras, cola y cabeza mediante control remoto.
Acompañada de unas guerreras que bailan con abanicos de fuego al ritmo de una música imponente, para sorprender y teletransportar a un misterioso mundo al espectador.